Meningitis

La meningitis es una infección en el cerebro que puede ocurrir a cualquier edad, pero sus efectos son más devastadores en el cerebro de un bebé o niño. Hay dos tipos de meningitis: viral y bacteriana. La meningitis viral es causada por un virus y no hay ningún tratamiento específico, únicamente se pueden tratar los síntomas. La meningitis bacteriana es causada por uno de varios tipos diferentes de bacterias comunes y pueden causar lesiones graves en el cerebro. Por esta razón, se requiere un diagnóstico y tratamiento inmediato con antibióticos. Cualquier tardanza en aplicar el tratamiento aumentará de manera significativa el riesgo de que las heridas sean permanentes, causando daños en la función cerebral y generando una discapacidad como consecuencia. El diagnóstico se realiza al examinar el fluido espinal, obtenido por un grifo espinal que también es conocido como un pinchazo lumbar. Si su niño ha sufrido una herida cerebral, puede tener un caso de negligencia médica viable.

Haga clic aquí para ir al mapa del sitio.